Publicado 10/07/2024 09:52

Las tres condiciones que pone Milei para terminar con el cepo cambiario

09 July 2024, Argentina, Buenos Aires: Argentine President Javier Milei (L) and his Vice President Victoria Villarruel stand on a military tank during a military parade to celebrate Independence Day.
09 July 2024, Argentina, Buenos Aires: Argentine President Javier Milei (L) and his Vice President Victoria Villarruel stand on a military tank during a military parade to celebrate Independence Day. - Cristina Sille/dpa

BUENOS AIRES, 10 Jul. (Mario Poliak) -

El presidente Javier Milei insistió en que para poder eliminar el cepo cambiario se tienen que dar "tres condiciones": el fin de los pasivos remunerados el Banco Central, el de los PUTs y la convergencia de la inflación con la devaluación en torno al cero por ciento.

"Se tienen que dar tres condiciones en conjunto: Terminar con los pasivos remunerados, terminar con los PUTs (los títulos que pueden ser vendidos por sus tenedores cuando les resulte conveniente) y convergencia de la inflación con la de devaluación en un entorno cercano a cero mensual", explicó el jefe del Estado.

En medio del fragor por el Día de la Independencia, que comenzó en la madrugada en San Miguel de Tucumán con la firma del Pacto de Mayo, prosiguió por la mañana en la Catedral Metropolitana y concluyó, en horas de la tarde, con el masivo desfile militar, Milei se tomó "20 minutos" para responder en las redes a las preguntas de sus seguidores en la red social X.

Según anticipó, el programa económico apunta a que el deslizamiento del dólar oficial llegue a cero, al igual que la inflación, como uno de los tres pasos previos ya citados para eliminar las restricciones en el mercado de cambios.

En tal sentido, anticipó que el precio del dólar oficial podría aumentar 1% mensual una vez que la variación en el índice de los precios minoristas del Indec esté cerca de ese porcentaje. Actualmente, el BCRA aplica un "crawling peg" de 2% sobre la cotización de la divisa estadounidense, lo que llevó a que la brecha con el "dólar blue" hoy esté cercana a 60%.

También aclaró, ante una pregunta, que el Tesoro "siempre paga" los vencimientos de deuda, en este caso refiriéndose a los que caen en enero del bono AL30.

Por otra parte y haciendo mención al Mercosur, confirmó que su intención es generar un acuerdo de libre comercio. "Es lo que intentamos", dijo, sin señalar si se refería a un entendimiento que viene trabajando con la Unión Europea, o algún otro.

Sin embargo, evitó aludir a su ausencia en Asunción del Paraguay, donde tuvo lugar el fin de semana una cumbre de mandatarios del bloque regional, y sí en cambio eligió asistir a una reunión conservadora en el sur de Brasil.

La actitud del libertario fue severamente cuestionada por los presidentes Lula Da Silva y el uruguayo Luis Lacalle Pou.

Más allá de estas críticas, el Presidente se anotó un triunfo en Tucumán, donde logró reunir a 18 gobernadores para la firma del Pacto de Mayo y obtuvo la foto que buscaba.

Pese a que tuvo que escuchar, luego, la homilía del arzobispo de Buenos Aires, Jorge García Cuerva, sobre la falta de un "termómetro social" en el Gobierno, luego compartió con la vicepresidenta el desfile en la zona de Palermo, donde se sintió a sus anchas.

Allí se dejó fotografiar, divertido y en compañía de la vicepresidenta Victoria Villarruel, integrante de "la familia militar", a bordo de un Tanque Argentino Mediano (TAM), equipado con metralleta.

Contador