Publicado 08/07/2024 09:50

ARGENTINA.- El mercado prevé para diciembre un dólar oficial a $1.200 y la eliminación gradual del cepo

Archivo - Dólar: La Reserva Federal aclaró que todos los billetes valen lo mismo
Archivo - Dólar: La Reserva Federal aclaró que todos los billetes valen lo mismo - Google - Archivo

BUENOS AIRES, 8 Jul. (Mario Poliak) -

El mercado estima un dólar oficial a fin de año en torno a los $1.200, muy superior a los $1.016 calculado por el Gobierno, además de un levantamiento gradual del cepo cambiario, aunque no llegue la ayuda del FMI.

Según su evaluación, la brecha actual entre el cambio oficial y el paralelo, que ya supera el 50%, similar a la que había antes de la devaluación de 118% de diciembre, es lo que lleva a los inversores a evaluar los riesgos de mantener las restricciones cambiarias.

Economía, por ahora, niega una y otra vez que vaya a haber devaluación, por el riesgo inflacionario que esto conllevaría, y que se mantendrá en el llamado "crawling peg", es decir las micro devaluaciones mensuales de 2%, tal como se plantea en el adelanto del Presupuesto 2025. Los mercados no lo creen y piensan que es insostenible por muchos meses más.

Luis Caputo considera un dólar oficial en diciembre de $1.016, pero economistas y analistas que fueron consultados en el marco del último REM (Relevamiento de Expectativas de Mercado), que publica el Banco Central, evaluaron que se ubicaría en un valor de $1.205, es decir, 18% por encima de la estimación oficial.

El aumento de la brecha cambiaria a niveles del 50% es otro de los síntomas que refleja las dificultades por hacer confluir los dólares financieros al oficial.

Los importadores tendrán más incentivo a comprar en el exterior para aprovechar un tipo de cambio más conveniente, mientras que los exportadores liquidarán lo mínimo indispensable para seguir en actividad. Esto lo reconoció incluso el titular de la Sociedad Rural Argentina, Nicolás Pino, tras la reunión con Caputo del jueves pasado.

Los mercados ya apuestan claramente a que el Gobierno no podrá sostener su política de ajuste del dólar oficial a 2% mensual más allá de fin de año. El peligro de mantenerlo a ese ritmo es que la brecha siga aumentando y se imponga una devaluación brusca, que generaría fuerte presión sobre la inflación y aumentaría más los niveles de pobreza.

Todo hace pensar que el punto de partida para comenzar a implementar cambios es la reducción del impuesto PAIS, que pasará de 17,5% a 7,5%, el punto de partida que había dejado la anterior administración.

Este sería el primer paso hacia la normalización del mercado cambiario, incluyendo la liberación gradual de restricciones cambiarias hasta la desaparición del cepo. En el medio también debería desaparecer el dólar "blend", que es un obstáculo para que el Central acumule reservas.

El esquema "80/20" del dólar blend tendría no los días pero sí los meses contados. REUTERS/Matias Baglietto - RC24R7AAA0KE

La traba principal que sigue enfrentando el Gobierno son los escasos dólares de las reservas. Caputo insiste en que es imposible liberar el cepo en las actuales condiciones, pero hasta ahora el FMI no demostró voluntad de realizar nuevos desembolsos.

Caputo se niega a salir del cepo si no tiene más dólares en el Banco Central. Pero podría verse forzado a hacerlo si el FMI sigue indiferente a los pedidos de ir a un nuevo acuerdo, que implique mayores desembolsos para fortalecer las reservas.

No obstante, al gobierno de Javier Milei le queda la carta del triunfo electoral de Donald Trump. El republicano fue el artífice de que Mauricio Macri recibiera una ayuda inédita en la historia del organismo internacional de USD 57.000 millones, de los que solo se llegaron a desembolsar 44.000 millones.

Contador